Lujo para los 5 sentidos

Temas

Prepara tu piel para el buen tiempo

08/03/2019 · Belleza

La primavera ya casi está a la vuelta de la esquina y con ella debería llegar el buen tiempo y unas temperaturas más agradables. Con el cambio de estación también dejaremos atrás las capas de ropa y empezaremos a dejar que nuestra piel esté más en contacto con el aire y con el sol.

Es muy importante preparar la piel para este gran cambio, por eso en RossyA te recomendamos desde ya que realices una serie de tratamientos que te ayudarán a recuperar su luminosidad. ¿Preparada para descubrirlos?

 

La importancia de la exfoliación corporal

 

Con el paso del tiempo, las células del cuerpo se deterioran siendo una de las principales consecuencias de esto la pérdida de elasticidad del cuerpo. Con una exfoliación se consigue una piel más suave gracias a que mejora la textura de la piel a la vez que aporta una mayor luminosidad, estimula la circulación y el oxígeno de la superficie cutánea. Además, este tipo de tratamiento ayuda a eliminar las áreas rugosas de la piel muerta en zonas como codos, talones, manos y pies.

Lo más recomendable es realizar al menos una exfoliación por semana ya que, de esta manera, se consigue que la piel obtenga una mayor renovación y esté más receptiva a recibir nuevos tratamientos que se aplicarán posteriormente.

Es importante realizar este tratamiento en un centro especializado para que lo realicen en el momento más indicado dado que, por ejemplo, no se recomienda realizarlo cuando la piel está irritada tras haber tomado el sol o llevar a cabo un peeling químico.

Con las altas temperaturas y la llegada de la primavera y el verano, exfoliarse se convierte en un tratamiento imprescindible para nuestra piel dado que facilita que nuestra piel consiga un bronceado más dorado, bonito y uniforme. De hecho, si eres de las que emplea un autobronceador debes saber que se necesita realizar una exfoliación y hidratación antes de aplicar la crema autobronceadora.

 

Luce una piel radiente esta primavera

 

Con la exposición del sol nuestra piel va perdiendo la capacidad de retener la humedad y eliminar las toxinas, haciéndose más necesario llevar a cabo tratamiento que se basen en una hidratación profunda que devuelvan la suavidad, la elasticidad y la firmeza a nuestra epidermis.

Una piel hidratada es sinónimo de una buena salud, algo que se puede conseguir mediante una limpieza o hidratación de la piel. Este tratamiento suele ir acompañado de una exfoliación previa que mediante un peeling corporal permita eliminar las impurezas y las células muertas de la piel.

La hidratación intensa, por su parte, se lleva a cabo mediante la aplicación de una mascarilla nutritiva que cubre la piel con ayuda de un plástico especial, el cual ayuda a incrementar la temperatura. De esta forma, el calor permite abrir los poros y hace que la loción empleada penetre más profundamente en la piel.

Ambos tratamientos, tanto la hidratación como la exfoliación, suelen terminar con un masaje a base de aceites y sustancias hidratantes que dejan la piel limpia, hidratada y nutrida.

 

En RossyA combinamos estos dos tratamientos con otros destinados a conseguir un mejor cuidado corporal como pueden ser la higiene de espalda, la radiofrecuencia corporal, la presoterapia, la ultracavitación o los masajes remodelantes y reductores.

En nuestro centro en Ferrol analizamos tu piel con el objetivo de crear un programa personalizado para cada uno de nuestros clientes. Ven a visitarnos y disfruta de un tratamiento exclusivo para poner tu piel a punto para este verano.

¡Compártelo!